Docente egresado de San Marcos es nominado al ‘Nobel de Educación’

La historia de Gerson Víctor Ames Gaspar es una verdadera historia de éxito. Este docente que nació en Huancavelica y pasó de todo para poder lograr ser un profesor de matemáticas, podría convertirse en el ganador del ‘The Global Teacher Prize’ -el equivalente al Premio Nobel de la Educación-, al que ha sido nominado recientemente por ser el creador del método ‘Ruwaspa Yachani’.

Gerson Ames Gaspar, es egresado de la Facultad de Educación de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos, pero siempre quiso contribuir a la mejora de enseñanza de matemáticas en la región en la que creció.

Gerson Ames Gaspar

Pese a sus recursos limitados, siempre se esforzó por no dejar sus estudios universitarios y continuar hasta terminarlos. Incluso revela que se desempeñó como trabajador de limpieza en un supermercado de Lima.

Tiempo después pudo construir la institución educativa Mariscal Cáceres en Huancavelica, donde puso en marcha todos sus conocimientos y creó el novedoso método ‘Ruwaspa Yachani’ (aprender haciendo), en el que sus alumnos realizan cálculos de manera real a través del uso de las nuevas tecnologías de la información.

Por su larga trayectoria ha sido galardonado con el premio Maestro que Deja Huellas (2017) de Interbank, donde fue ganador regional y finalista nacional; también ha ganado a nivel regional el concurso Buenas Prácticas Docentes y Gestión «Amawtanchikkunapa» (2018), organizado por la Dirección Regional de Educación de Huancavelica.

Igualmente, ha ocupado los primeros lugares en el Concurso Nacional Premio Horacio Zeballos Gámez (2019), organizado por la Derrama Magisterial, y en el Concurso Nacional Premio Maestro Excelencia, organizado por IPAE y BCP.

Cuando este año ganó el Premio Maestro Excelencia le consultaron por qué escogió ser profesor. “Porque me hace inmensamente feliz estar rodeado de estudiantes que me llenan de cariño y energía infinita. Y eso es lo único que no se puede calcular”, respondió.

Ahora podría convertirse en el nuevo “Nobel de Educación” a nivel mundial, un premio al que antes ya fue nominado en 2017 el docente ancashino Juan Cadillo, quien quedó finalista y considerado entre los mejores 50 profesores del mundo.

𝘍𝘶𝘦𝘯𝘵𝘦: 𝘓𝘙.